viernes, 22 de noviembre de 2019

¿Debe cobrar un sueldo un robot y pagar impuestos?

La 4ª Revolución Industrial también llega a las pequeñas y medianas empresas

¿Si un robot hace el trabajo de una persona debe cobrar un sueldo? ¿Y si cobra un sueldo tiene derecho a cotizar en la Seguridad Social, percibir prestaciones sociales y cumplir con sus obligaciones fiscales? En suma, ¿debe pagar impuestos un robot? El debate está servido. En todo caso, los robots no son sujetos jurídicos, todavía. Por lo pronto, el encargado de saldar las cuentas con la Agencia Tributaria sería el dueño (humano) de ese robot, el empresario. Es el encargado de asumir ese coste y disponer de menos recursos para invertir o contratar a trabajadores. Los informes de la OCDE son claros para España. Hasta un 12 por ciento de los puestos de trabajo son automatizables en nuestro país.


La ingeniería robótica es la profesión del futuro y del actual presente. En verdad, la robótica está presente desde hace décadas en multitud de industrias y procesos productivos. Todos hemos visto grandes cadenas de montaje con brazos robóticos en el sector de la automoción o a la hora de fabricar componentes informáticos cada vez más minúsculos. La visión artificial, la inteligencia artificial, el Internet de las cosas… son conceptos que estamos escuchando continuamente. La llamada 4ª Revolución Industrial conlleva acercar el mundo de la robótica a la vida cotidiana de los seres humanos. En este sentido, la Unión Europea plantea un debate controvertido a la hora de equiparar a los robots como personas físicas que también deben pagar impuestos puesto que trabajan y sustituyen mano de obra humana.


robots Hurtado Rivas


Para la pequeña y mediana empresa la robótica y la automatización industrial era una cosa impensable hace diez o quince años. Pero las cosas han cambiado. Ahora, lo revolucionario es que pequeñas y medianas empresas con 10, 20 o 30 empleados o micropymes están automatizando parte de sus procesos de producción. Un ejemplo es la empresa española Rivas Robotics, de Grupo Hurtado Rivas, que entrega ‘llave en mano’ un producto personalizado diseñado por su Departamento de Ingeniería a decenas de empresas del sector de la alimentación, el mueble o la construcción. El robot paletizador y de encajado es el más demandado.


Según su gerente, Carlos Hurtado, “la inversión media oscila entre los 60.000-70.000 euros hasta los 150.000- 200.000 euros. Los clientes reconocen que la ventaja radica en que son capaces de reducir las horas de trabajo de esfuerzo físico, las bajas laborales y en definitiva, los costes. Esto se compensa con la creación de puestos más cualificados que incrementan la producción y la competitividad. “No se destruye empleo, el empresario recicla al trabajador”. En este sentido, la exministra y europarlamentaria de Luxemburgo, Mady Delvaux, asegura que “el ser humano jamás será esclavizado por la maquinaria si el hombre que maneja las máquinas cobra un buen sueldo”. Y tú, ¿cuánto crees que debe cobrar un robot? ¿Llegaremos a pagar sueldos públicos a robots?

Quiénes somos Publicidad Colabora con nosotros Contacto Aviso legal
® Sueldos Públicos - Transparencia y Libertad en la Red - El primer digital que informa de los salarios de los políticos en España