miércoles, 16 de octubre de 2019

El sueldo que cobraba Mireia Boya, la que fuera diputada de la CUP que ha dimitido por la agresión psicológica de un compañero

La que fuera secretaria nacional de la formación soberanista empezó en política como concejal en Les, en el Valle de Arán

@VerstrepenLoic

Mireia Boya Busquet ha anunciado que dimite del cargo de secretaria nacional de la CUP, y con ello, que abandona la primera línea de la política, al menos temporalmente. No obstante, seguirá siendo activista, según ha relatado en sus redes sociales. La causa: el acoso continuado de un compañero, cuyo nombre ha preferido no divulgar, durante su etapa en el Parlamento de Cataluña. Para evitar hipótesis erróneas, Boya ha aclarado que, actualmente, la persona en cuestión no trabaja en el Parlament ni es miembro del secretariado. 


Boya fue diputada autonómica hasta octubre de 2017, pero el “episodio de agresión psicológica continuada” le generó problemas de salud que han llevado a Boya a tomarse un descanso para “coger aire y fuerzas”. No es la primera vez que una mujer abandona un cargo por estos motivos, como fue el caso de Marina Albiol, quien dimitió como portavoz en el Parlamento Europeo de Izquierda Unida por una razón similar, y aprovechó para denunciar la falta de respuesta a casos de acoso desde las formaciones políticas. Boya ha cobrado sueldos públicos durante cerca de dos años.


Boya se licenció en Ciencias Ambientales por la Universidad Autónoma de Barcelona, tiene un máster en Landscape Design por la Universidad de Montreal (UM) y es doctora en Gestión y Ordenación del Territorio, también por la UM. Es consultora y profesora asociada del Departamento de Humanidades en la Universidad Pompeu Fabra.


Mireia Boya

Boya (Agencia EFE).


Su primer cargo público en política lo tuvo en el pequeño municipio de Les, en la Vall d’Aran, donde fue concejal de la formación Corròp durante nueve meses. En el pueblo de Les habitan menos de 1.000 personas y su alcalde cobra unos 16.490 euros brutos anuales, de los cuales 480 euros corresponden a indemnizaciones de asistencia, según el Ministerio de Política Territorial y Función Pública. En 14 pagas son 1.178 euros cada mes, 2.356 euros los meses de pagas extraordinarias, en junio y diciembre. El Portal de Transparencia no refleja los salarios de los concejales de este Ayuntamiento o sus indemnizaciones de asistencia a órganos colegiados en el caso de no estar liberados.


En las elecciones al Parlament de Catalunya de 2015 era la segunda en la lista de la CUP de Lleida, pero no consiguió su escaño. Entró a la cámara legislativa autonómica más adelante, con la dimisión de Ramon Usall en enero de 2016. En la institución catalana fue portavoz de su grupo parlamentario en las comisiones de Materias Secretas o Reservadas, de Cultura y de Medio Ambiente y Sostenibilidad. Además, era presidenta de su grupo parlamentario, según la web del Parlament de Catalunya. Con las cuantías que perciben actualmente los diputados autonómicos, esas responsabilidades son retribuidas con 80.603 euros anuales. Serían 5.757 euros al mes, 11.515 euros en verano y Navidad. Según el Portal de Transparencia autonómico, en 2016 Boya percibió 70.840 euros, teniendo en cuenta que desde 2012 y hasta 2016, inclusive, los diputados del Parlament renunciaron a una de sus pagas extras.


Con todo, esta cantidad no es la que percibía finalmente Boya puesto que el régimen económico de la CUP limita el sueldo de sus cargos electos a 2,5 veces el SMI. En 2019 está fijado en 14 pagas anuales de 900 euros netos. Por lo tanto, sus ingresos reales ahora serían de de 2.250 euros netos al mes, 4.500 en junio y diciembre. En 2017, el SMI era de 707,70 euros, en consecuencia, Boya percibía 1.769 euros netos al mes. El resto lo donaba al partido.


Por otro lado, los diputados tienen derecho a una indemnización de entre 20.062 euros y 28.240 euros anuales y exentos de tributación. En el caso de Boya, fueron 26.763 euros libres de impuestos, unos 1.912 euros cada mes, 3.823 los meses de pagas extra.


Su declaración de bienes, que data de 2015, indicaba la posesión de una casa rural adquirida en 2005 y con un valor catastral de 106.225 euros. Se trata de un hotel rural en el que alojaba a clientes hasta que cerró el negocio en septiembre de 2017. En sus cuentas corrientes acumulaba 12.374 euros y tenía 12.382 euros en acciones y participaciones. Conducía un Seat Ibiza comprado en 2008. 


Noticias relacionadas

El último sueldo público y el limitado de Anna Gabriel Sabaté

La CUP en números. Primera y segunda parte (2017)

Más noticias
Quiénes somos Publicidad Colabora con nosotros Contacto Aviso legal
® Sueldos Públicos - Transparencia y Libertad en la Red - El primer digital que informa de los salarios de los políticos en España